CAROLINA VILLAMIL

TODAS LAS IMAGENES Y EL DISEÑO DE LA PAGINA © CAROLINA VILLAMIL

FIGURA HUMANAFIGURA_HUMANA.html
PAISAJESPAISAJES.html
CONTACTOCONTACTO.html
EXPOSICIONESEXPOSICIONES.html
DISTINCIONESDISTINCIONES.html
CURRICULUM VITAECURRICULUM_VITAE.html
CRÍTICA
TIENDA

Páramo

1995, Oleo sobre tela, 100 x 70 cms

colección particular

Desde el tiempo en el que el paisaje adquirió su protagonismo en el siglo XIX, los artistas no cesan de prefigurar, de reinventar, de transformar las delicias que la naturaleza ofrece al ojo sensible del observador. Contemplar la gloria, el esplendor y la variedad en la infinidad de panorámicas, rincones e instantes que nos rodean y tienen vida diferente a la nuestra, son la mejor fuente de estudio y deleite a la vista.


Hoy en día, adicional a todo interés contemplativo, con la aparición de nuevas herramientas de trabajo, como el computador, el artista las incluye y adquiere a través de ella un mayor beneficio en los resultados artísticos. Este es el caso de Carolina Villamil, artista que se debate entre la naturaleza, su riqueza y el desarrollo de la tecnología. Es el poder de sustituir una nueva idea de la naturaleza, del espacio, de la percepción de la luz, de los colores por un objeto, o un objeto por una idea.


Los paisajes en ella, son la perfecta conexión entre la cercanía del detalle y la habilidad para llevarlos, dentro de toda la libertad del lenguaje propio a ritmos y movimientos, en los mejores estallidos o exageraciones de color. Su inspiración, siempre ligada a sus recuerdo y festines del color perpetuados en su memoria, construye, ordena y recrea así una nueva naturaleza impecable y cristalina donde el goce estético permanece latente.



María Teresa Guerrero

Curadora de Arte

Abril 1999

ABSTRACTOSAbstractos.html
PINTURASPINTURAS.html
HOMEHOME.html